lunes, 9 de abril de 2012

Cuenca, en Ecuador

Cuenca no fue fundada, ni "descubierta", Cuenca ya existía cuando la colonizaron los españoles, y también cuando la conquistaron los incas. Sólo le cambió el nombre Guapondelig, Tomebamba y finalmente Cuenca, a gusto del virrey de Lima, español y conquense de nacimiento.


Entre un paisaje "gallego" de colinas, verdor, praos, eucaliptos y vacas pintas, se vislumbra desde el alto una hermosa ciudad colonial de belleza altiplánica.

Por primera vez, no hay chabolas de madera, caña o calamina, sólo casas de ladrillo y teja, no hay lodazales rebosantes de basura, ni un centro colonial decadente.

Catedral de Cuenca
Un halo de optimismo y esperanza nos envuelve por primera vez en Sudamérica, en Ecuador, en Cuenca. 

----

En casa de Loreto, Esteban y Josefa nos hemos sentido como en casa. ¡Gracias!

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada